estas leyendo...
JORNADAS DE DESIERTO

TERCERA JORNADA: “la eucaristía prolongación de la encarnación”.

LA EUCARISTÍA PROLONGACIÓN DE LA ENCARNACIÓNLa travesía por el desierto es ardua. Yermo grande, tierra de sed y sin agua, lugar de la prueba antes de entrar en la tierra prometida. Para realizar esta empresa hace falta la conversión del corazón. Renunciar a la “posesión” de los bienes y del propio yo, para que el espíritu humano se acrisole y se disponga al encuentro con Dios.

El desierto ofrece un sufrimiento “activo” en donde el ser humano busca el rostro de Dios, entregándose a una vida de penitencia y de mortificación. Pero también existe, como paso posterior, el desierto “pasivo” donde uno se somete a la purificación. Es importante crear un espacio de desierto en nuestro corazón, para hacer silencio, a fin de que Éste pueda poseernos por entero e iluminar nuestro interior. En medio de las dificultades del desierto, Elías recibió alimento para recuperar las fuerzas y continuar el camino hacia el  monte de Dios, el Horeb.

El desierto no es solo el lugar del sufrimiento, de la soledad y de la indigencia. Puede ser también el lugar de la purificación, el lugar de los grandes silencios, donde el amor sufre y también espera. El desierto se asocia a lo pasajero, pues nos obliga a caminar, pues detenernos significaría la muerte. Nos sostiene la fe, que es confianza plena en Dios. A veces, en el silencio, se intuye con nitidez su voz, orientándonos en la travesía.

En la aventura de la vida, no todos vamos por el mismo camino, pero todos estamos llamados a realizar el mismo viaje. Y, tarde o temprano, si no nos detenemos, encontraremos los mismos obstáculos.

Nuestro Guía sabe lo que más nos conviene cuando el camino se vuelve oscuro y penoso, pues este viaje lo emprendemos en la fe y no en la visión. Vamos hacia un lugar que no conocemos, por un camino que no sabemos. Pero, mientras llegamos, un norte nos sostiene: vivir en conformidad con el Amor en cada momento que nos toca vivir.

accede al texto completo de la jornada haciendo CLIC AQUÍ
LA EUCARISTÍA PROLONGACIÓN DE LA ENCARNACIÓN

Anuncios

Acerca de Comunidad Horeb

Ayuda y compromiso espiritual para la unión de los cristianos, el encuentro de las religiones y el compromiso con la justicia en el carisma de Carlos de Foucauld.

Comentarios

2 comentarios en “TERCERA JORNADA: “la eucaristía prolongación de la encarnación”.

  1. Esto que escribí fue antes de comenzar estas jornadas de desierto. Lo comparto para darles algo de mi

    Soy periferia existencial

    De ser a dejar de ser
    Servir y dejar de servir
    Entrar en el desierto
    Sentir el desasosiego
    La incertidumbre
    El vacío de afectos
    De todo…

    Sentirte sola
    Nadie te necesita
    Y necesitas a todos
    Anhelar hacer algo
    Y no hallar nada
    Sentir que todo sobra
    Lo escencial aún
    No llega….
    Laura

    20 / 11 / 13

    Publicado por Laura | 25/11/2013, 20:32
  2. entra en tu desierto y acomodate a tus sensaciones a tu interior un abrazo

    Publicado por isa perez | 28/11/2013, 10:57

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

CONTENIDOS MENSUALES

Comentarios recientes

leivarosa en Katie Melua – All-Night…
leivarosa en MÁXIMAS DEL DHARMA
lavsdeo en PENTECOSTÉS

Escribe tu email y recibe gratuitamente todas las novedades.

HEMOS ACOGIDO

  • 82,328 visitas
A %d blogueros les gusta esto: